Páginas

♥
Entra y siéntete en casa...

martes, 29 de septiembre de 2015

Golpes de suerte






Siempre creyó en el destino.
Le gustaba soñar, sumergirse en los golpes de suerte
La suerte no existe...   Solía repetirse en un nuevo esfuerzo por mantenerse con los pies en la tierra, intentando darse una dosis de realismo.  Siempre quería ser contundente, sin dejar resquicios a ensoñaciones y cuentos de brujas. Sin embargo siempre terminaba dejándose llevar,  imaginar  una vida distinta, donde todo fuera más fácil, donde todo fuera más amable, donde la compañía y la amistad fuera incondicional y no estuvieran esperando tu dote para poder recibir con el mismo peso que diste.

Aquella mañana estaba especialmente afligida, silenciosa y con los ojos brillantes,  con la lágrima esperando a que cualquier cosa sucediera para echarse a llorar.
Él estaba allí, frente a ella.   Llevaba meses intentando que ella lo descubriera, que lo mirase de esa forma que se mira cuando te topas con algo inesperado, un tesoro, un amor...  él se limitaba a estar y en quererla de una forma intima y casi secreta.
Ella le hablaba de sus frustraciones y sus expectativas inalcanzables cuando sin tenerlo previsto la miró como sólo el amor hace mirar y le explicó...

" Mira, nos tenemos uno al otro, no podemos estar esperando una vida, nuestra vida ya ha empezado"

Ella lo miró desconcertada, sin tener claro que era lo que quería decirle con aquellas palabras.  Nico era uno de sus mejores amigos. Aunque tenían vidas distintas siempre tenía la necesidad de buscarlo. De estar con él y sentarse a su lado aunque fuera para beberse juntos un café sin decirse demasiado.
No sabía porqué provocaba ese efecto y esa necesidad en ella. No sabía porqué le gustaba, su carácter, su paciencia, su compañía se había convertido en algo vital para la supervivencia y la lucha diaria... Una vida complicada donde estando juntos tenían la sensación de poder superarlo todo.
 Siempre creyó en el destino.
Le gustaba soñar, sumergirse en los golpes de suerte.



* Si te gusta alguien por su físico...no es amor, es deseo.
 Si te gusta por su inteligencia ... no es amor, es admiración. 
Si te gusta por su riqueza ... no es amor, es interés.
 Pero si no sabes por qué te gusta ... 
entonces, eso sí ... eso es amor. *



10 comentarios:

  1. Muy buenas, esas citas que dices al final. La suerte y el destino van ligados a nosotros desde que nacemos. En todos los aspectos de la vida; no solo en el amor te lo tienes que currar, pero como el factor suerte no acompañe no hay nada que rascar. También dicen que la suerte es para el que la busca, y no para el que la encuentra; yo dudo mucho de esto.

    Besos Nieves.

    ResponderEliminar
  2. Me gustó mucho tu historia de hoy
    Creo que en todos los momentos de la vida necesitamos un poco de eso que llamamos suerte
    Me encantó encontarte en la lista de lectura
    Besos

    ResponderEliminar
  3. La suerte... a veces la tenemos al alcance de la mano y no la vemos por estar sumergidos en sueños ideales.
    Besotes, Nieves.

    ResponderEliminar
  4. "Nos tenemos"... y muchas veces no nos damos cuenta pero ante las dificultades siempre "nos tenemos".Ahí está la clave y la suerte, en tenerse.
    Un abrazo,Nieves.

    ResponderEliminar
  5. aprecciate much your blog kisses

    ResponderEliminar
  6. Coincido con Charly que miramos sin ver
    Buen relato
    Abrazo

    ResponderEliminar
  7. Muchísimas gracias por vuestros comentarios y cercanía.

    Os aprecio un montón.

    Besicos !!!

    ResponderEliminar
  8. Nieves, a veces el amor está cerca y no nos damos cuenta, qué bueno encontrarse, un abrazo!

    ResponderEliminar

Hola chic@s!!!!
Gracias por visitarme, por estar y compartir tus pensamientos....