Páginas

♥
Entra y siéntete en casa...

domingo, 10 de junio de 2018

Vecinos VII





Iba por mi cuarta copa cuando él salió del  restaurante, con la cabeza baja,  esperó a su acompañante en la calle, fumando.  Lo sé porque me acerqué a un ventanal con vistas a la avenida.  Vi como tiraba el cigarrillo al llegar su amigo y como se subían en una furgoneta de empresa. "Reparaciones de electrodomésticos  a domicilio" . Apunté el número de teléfono.  Terminé de cenar y llamé a un taxi porque estaba borracha. Cuando llegué a casa fui directamente al baño, pasé toda la noche vomitando. 

A la mañana siguiente después de toda una noche sin dormir llamé por teléfono.  Mi actitud desesperada por quedarme sin congelador y la pérdida de todos mis congelados hizo  que lo apuntaran  como urgente,  me comunicaron que pasarían esa misma mañana.  

Y allí estaba yo, frente a la ventana cuando vi llegar la jodida furgoneta de reparaciones, me aseguré que la clavija del enchufe estuviera bien doblada y esperé tras la puerta.  Llamaron al porterillo,  "Somos los técnicos".  Los esperé con la puerta abierta pero mi sorpresa fue que solo había uno.  Me saludó y al entrar dijo "vamos a echarle un ojo a ese congelador a ver si podemos hacer algo".  

Maldita forma de hablar. Este tipo lo hablaba todo en plural. Cuando entró en el descansillo de casa, se paró para que le indicara el camino a la cocina. De pronto unas nuevas náuseas volvieron a mi estómago revuelto. Le indiqué el camino a la vez que hice el gesto de cerrar la puerta de casa. "No cierre señorita, mi compañero viene ahí detrás".  Las náuseas aumentaron, quizás por la adrenalina, si...  escuchaba sus pasos  subiendo las escaleras. Dejé la puerta abierta mientras indicaba al que llegó primero el camino a la cocina. Ahora no tendría escapatoria, me tendría que ver, me tendría que mirar a los  ojos.



8 comentarios:

  1. Qué pasará con esta historia! Habrá que esperar la decisión de sus autores, un abrazo Nieves!

    ResponderEliminar
  2. Que malos son los nervios "y demasiado vino", la historia promete, Gracias por compartirla.

    ResponderEliminar
  3. Yo creo que la protagonista, también se está liando un poco, en el sentido de que se le ve muy alarmista y tremendista, y eso no es bueno. Ya se imagina cosas, que quizás nunca sucedan.

    Besos Nieves.

    ResponderEliminar
  4. UH, que momento!
    Buena semana
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Hola chic@a. Imagino que leéis a él. Porque me da curiosidad de que pensáis y tampoco dejáis rastro por allí. :)

    Besitos

    ResponderEliminar
  6. Hola Nieves.

    Por aquí otro lector jaja La historia promete ¿No? jajaja

    Besos

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola Nieves!

    ¡Seguimos con la intriga de la historia!

    ¡Enhorabuena por tu parte!

    ResponderEliminar

Hola chic@s!!!!
Gracias por visitarme, por estar y compartir tus pensamientos....